Huelga estudiantil en Puerto Rico — Carta de Roy Medley, Secretario General, ABCUSA

Foto por Alexéi Tellerías

Estimados/as Bautistas Americanos/as:

Mientras la huelga estudiantil en la Universidad de Puerto Rico ha escapado a la atención de Estados Unidos continental, para los y las residentes de la isla se ha convertido en un tema de importancia capital, incluyendo a las Iglesias Bautistas de Puerto Rico, una de las regiones constituyentes de American Baptist Churches USA, con más de 122 iglesias y 14,000 miembros/as.

En una comunicación dirigida a mi persona en calidad de Secretario General, el Rev. Roberto Dieppa, Ministro Ejecutivo para Puerto Rico, ha escrito: «Agradeceríamos su diligencia en comunicar [estas] noticias a nuestros hermanos y hermanas en los EEUU y solicitarles sus oraciones en cuanto a esta situación, que es un asunto de justicia».

Desde el 11 de abril, una huelga estudiantil en contra de recortes propuestos en ayuda financiera para estudiantes de bajos ingresos, ha cerrado la universidad pública de Puerto Rico, que brinda servicios a más de 62,000 estudiantes. Cientos de estos estudiantes son miembros de nuestras iglesias bautistas y muchos de ellos ven cómo su situación financiera empeora su asistencia a la universidad, debido a los recortes propuestos.

De acuerdo a un reportaje en el Miami Herald, «La huelga encierra muchos factores convergentes que reflejan la crisis social que Puerto Rico está viviendo en estos momentos: una crisis financiera muy profunda, una tasa de desempleo bastante elevada, añadiéndose a lo anterior los cambios propuestos que afectarían las escolaridades de atletas, artistas, integrantes de coros estudiantiles y estudiantes de honor». Mientras la huelga continúa, los temores de violencia se acrecientan. El jueves pasado una protesta estudiantil terminó con personas heridas y arrestadas, mientras que el fin de semana la policía prohibió que les fuera entregada comida y agua a los estudiantes que protestan en la sede universitaria. Los Angeles Times señala que «en un incidente ampliamente reportado, la policía golpeó y arrestó un hombre que trataba de llevar comida a su hijo, un estudiante huelguista».

Dieppa continúa: «Nuestras pastoras, pastores e iglesias han estado acompañando a los estudiantes y llevando a cabo servicios de adoración en noches de domingo en las mismas puertas que dan acceso al principal recinto de la UPR en Río Piedras». La preocupación crítica moral elevada por las iglesias, muchas de ellas ubicadas en áreas golpeadas por la pobreza, es si los costos de la recesión económica les serán cargados desproporcionadamente a los pobres, un cuestionamiento no expresado únicamente por Puerto Rico.

Unimos nuestras oraciones con las de nuestros hermanos y hermanas por 1) la reapertura del diálogo y las negociaciones, 2) una resolución pacífica a la situación, 3) que los recortes necesarios no sean adjudicados desproporcionadamente a los estudiantes más pobres.

En Cristo,


A. Roy Medley
Secretario General
American Baptist Churches

_____

Oremos por el hermano pueblo de Puerto Rico y por las y los estudiantes de la UPR.

Traducido por Natanael Disla. Fuente original.